jueves, 17 de marzo de 2016

TERMÓMETRO CONVIVENCIA 2015-2016

El comportamiento humano se asemeja a la punta de iceberg, lo que observamos en la superficie es muy distinto a lo que se lleva dentro. Lo que decimos verbal o gestualmente, nuestras reacciones, nuestras actitudes, etcétera muestra esa masa inmensa de hielo oculta bajo el agua.

Somos conscientes de que desde los centros educativos trabajamos con alumnos y alumnas cada uno diferente, con sus cualidades personales y unas motivaciones diversas.

Este segundo trimestre hemos trabajado desde las tutorías de 1º ESO EL TERMÓMETRO DE LA CONVIVENCIA. Seguiremos haciéndolo en el tercer trimestre.El objetivo de dicha actividad es:

“Valorar de manera sencilla e intuitiva la actitud y comportamiento que muestra el alumnado diariamente durante las clases, al objeto de que mejore el clima de aula".

Se trata, en definitiva, de un instrumento motivador para conseguir un ambiente de trabajo que favorezca el mejor desarrollo de las clases y en el que todos nos sintamos más a gusto”.

Para llevarlo a la práctica analizamos desde aula de convivencia el número de partes de incidencia. Y en las reuniones semanales de coordinación del Departamento de Orientación junto con los tutores/as de 1º ESO y Jefatura de Estudios, se analiza y establece los objetivos semanales que vamos marcando.  

Cada semana hay un grupo ganador y obtiene su premio pequeño. Al finalizar el curso el grupo que haya logrado mayor puntuación en general será el ganador del termómetro de la Convivencia 2015-2016.

Este trabajo se ha podido llevar a la práctica gracias al trabajo realizado por el alumnado de 3ºPMAR. Junto con su profesor de Ámbito Científico Matemático Bernardo Albarrán García (autor del diseño del termómetro) han elaborado los diferentes termómetros: Jirafa, Dinosaurio, Avestruz, Elefante.